...

José Martínez Hoepelman aspira a una Defensoría del Pueblo que llegue a todos


 

Santo Domingo.- El abogado aspirante a la Defensoría del Pueblo, José Martínez Hoepelman aseguró que la República Dominicana necesita un Defensor del Pueblo que llegue a todos, que pueda recibir todas las denuncias sin que la gente tenga la necesidad de trasladarse de sus zonas “y ese defensor es que yo quiero llevar a la práctica si el Congreso de la República así lo decide”.


Al ser entrevistado por la periodista Lorenny Solano en el programa Dominicana Buenas Noches, José Martínez Hoepelman dijo que aspira a una Defensoría del Pueblo cercana a la ciudadanía, enfocada en educar en derechos fundamentales a los más pequeñitos, una defensoría en cada rincón de la RD a través de las Tecnologías y las Comunicaciones.


“A mí me hubiese gustado ver al Defensor del Pueblo referirse al cierre de los tribunales o el día del cierre de las elecciones municipales pronunciarse al respecto y tratar de llevar paz a la ciudadanía, pero eso no ocurrió, tenemos seis meses con el Poder Judicial cerrado, siete meses de la suspensión de las elecciones y no escuchado ningún pronunciamiento.


Considera que mantener la justicia maniatada es un daño irreversible a muchos ciudadanos. 


José Martínez Hoepelman promueve la teoría de que para reclamar derechos no hay que vulnerar los derechos de otros y ese es el legado que piensa dejar si el destino lo coloca en la Defensoría del Pueblo, una meta que se fijó desde finales del 2018.


Explicó que asumir el compromiso de la Defensoría del Pueblo implica renunciar a toda actividad remunerativa, no porque quiera, sino porque así lo manda la ley. 


“Para mi la defensoría del pueblo es un lienzo en blanco, es una entidad que debe llegar al corazón de los dominicanos y debe formar parte de cada uno de ellos, el defensor del pueblo debe ser un aliciente para los dominicanos, debe ser una voz, un refugio que hoy en día lamentablemente no tenemos, no por una mala gestión sino por lo pequeñito que es el defensor del pueblo por los pocos años que tiene”, manifestó.


Hoepelman dijo que se siente extremadamente satisfecho de lo que ha hecho hasta este momento y afirma estar comprometido con este país. Afirma que lleva 21 años envuelto en la justicia y que “para mí este tramo de mi carrera es llevar a nivel máximo lo que hago en mi vida privada.


Sus comienzos


El joven abogado explicó que todo empezó en el año 2011 cuando pertenecía a un grupo de propietarios de carros de lujo y tenían la costumbre de hacer viajes por lugares desposeídos de la República Dominicana y “pasar por esos sitios y ver la pobreza que reina en barrios y campos sembraron una semilla”.

 

Ya en el año 2016, tras haber llevado algunos casos de impacto social como el de El Peregrino de Moca, con aquella plantación de evidencia, Hoepelman  narra que sufrió un accidente que lo dejó sin poder caminar durante un tiempo y que le hizo ver la vida desde una silla de ruedas.


“Ver las vicisitudes que pasan los dominicanos comunes que les cambia su día a día para siempre, la vulnerabilidad del ser humano, cómo estamos desposeídos frente a esas situaciones porque el Estado no es capaz de solventar esos deberes que tiene y frente a esa visión, cuando logré recuperarme, como una promesa hecha a Dios, decidí devolver parte de las bendiciones que me había dado”, manifestó.


Recordó que en agosto del 2017, trabajando en un escrito en su casa le escribió un joven llamado Jeury Smith, de San Francisco de Macorís, de Marcha Verde, para decirle que estaban buscando desesperadamente una niña y que si él podía contribuir, “y le dije que solo como abogado porque no tenía otros medios y me llamó la familia y me trasladé a Cenoví y asumí esa causa como si fuera mía. Desde aquella vez han pasado 64 viajes a San Francisco y seguiré representándoles hasta obtener una sentencia de la autoridad de la cosa irrevocablemente juzgada en este caso”.


Los temas que defendería Hoepelman 


El abogado asegura que uno de los temas más relevantes y que tal vez no se le presta la atención debida es de las desapariciones.


“En la República Dominicana tenemos gran cantidad de desapariciones aunque no nos enteremos de ellas, en lo que va de año hay unas 114 personas desaparecidas, pero además están las desapariciones extrajudiciales, dígase los intercambios de disparos por parte de agentes de la Policía Nacional.


Otros temas que haría su bandera son los relacionados al medioambiente, justicia, educación sobre derechos fundamentales, etcétera.


“Creo que son de las cosas que debemos ir corrigiendo como sociedad en acción conjunta con las entidades que tienen en su poder la persecución de esos hechos y la política de persecución penal del Estado creo que pueden ir mejorando los procesos, instruyendo  los miembros de la PN en la proporcionalidad del uso de la fuerza”, dijo.



Justicia con grandes retos


Para Hoepelman la justicia tiene grandes retos, pero está claro que no es responsabilidad de la Defensoría del Pueblo arreglarlo, sino de la Suprema Corte de Justicia.


“La accesibilidad a la justicia es muy limitada y no he escuchado al defensor del pueblo referirse a eso”, consideró, para luego agregar que la figura del Defensor del Pueblo nació en una carpeta en el 2013, pero ya había sido diseñado por los legisladores desde el 2001, por lo que entiende que el poder político se resistió a empoderarla durante 12 años. 

Hoepelman considera que se han cercenado los derechos de los ciudadanos cuando cerraron los tribunales, pues entiende que es violatorio  a la Constitución, no debió ocurrir.


Dominicana Buenas Noches se transmite todos los sábados a partir de las 10:30 de la noche por RNN canal 27 y es conducido y producido por la destacada periodista Lorenny Solano.

No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.